Se reforzarán programas sociales en comunidades huachicoleras

México.— El presidente Andrés Manuel López Obrador, anunció que se reforzará la implementación de los programas de sociales de su Gobierno, para aplicarse en las comunidades que se encuentran en toda la ruta de los ductos para que la gente de los pueblos que por necesidad participaba o no cuestionaba estos ilícitos ahora tenga otras opciones y alternativas. 

Adelantó que el martes próximo hará un recorrido por toda la ruta del ducto Tuxpan – Azcapozalco para hacer asambleas y hablar directamente con la gente de las poblaciones cercanas con el fin de hacer conciencia sobre esta situación.

El mandatario indicó que ya trabajan en 30 municipios de esta ruta con el reforzamiento de los seis programas de bienestar para fortalecer la lucha contra el 

Te puede interesar Pide AMLO cargar gasolina en días señalados a quienes estén contra el huachicoleo y la corrupción

Los programas sociales a reforzar son: Jóvenes construyendo el futuro, que busca que los jóvenes no tomen el camino de las conductas antisociales; Entrega de becas para jóvenes que estudian preparatoria y nivel superior; Reforzamiento del programa de Pensiones para adultos mayores, que ahora recibirán el doble y será universal, con $2550 pesos cada dos meses; Pensión para personas con discapacidad; y Apoyo a productores del campo, comuneros pequeños propietarios y ejidatarios a lo largo de toda esta ruta de los ductos.

En su conferencia de prensa mañanera, en presencia de los titulares de las secretarías de la Defensa, de Marina y de de Energía, López Obrador indicó que continúan los actos de sabotaje en el ducto Tuxpan – Azcapozalco, lo que se ha convertido en un juego de vencidas que “estos traviesos” están haciendo, deliberadamente rompiendo los ductos para impedir el avance en el restablecimiento del abasto.

Por su parte, el General del Ejército, Arturo Velázquez, quien es el encargado del Plan contra el robo de combustible, indicó que de forma especial en el ducto Tuxpan – Azcapotzalco que tiene una longitud de 311 kilómetros, se ordenó reforzar la seguridad, para lo cual se establecerán 16 comandancias a lo largo del ducto, y cada comandante estará a cargo de dos células para hacer más eficientes y efectivos los trabajos. Para este fin el número de elementos aumentará de 500 a 850, más el apoyo de helicópteros con visión nocturna.

Te puede interesar Detectan 10 mil millones de pesos ‘lavados’ en huachicol

Otras medidas que están vislumbrando, es la adquisición de pipas para que no falte el combustible en los casos de que se inhabilite la red de ductos.

El Gobierno federal tiene planeado adquirir 500 pipas con capacidad de 60 mil litros cada una, que se financiarán de los ahorros generados del freno al robo de combustibles. Con estas 500 pipas, detalló el Presidente,  se podría abastecer cerca de 200 mil barriles diarios, que es el consumo de la zona del Valle de México en un día.

Otra medida es que ya están contactando con los poseedores de las concesiones para importar combustible. Con la reforma energética se entregaron concesiones para importar gasolina hasta por 1 millón 500 mil barriles diarios, prácticamente el doble de lo que se consume en el país, sin embargo de todas esas concesiones sólo se están importando 40 mil barriles diarios, apenas el 5% del consumo nacional.

En este sentido López Obrador explicó que el 95% de todo el abastecimiento y la distribución de combustibles sigue estando a cargo de Pemex, por lo que ya están hablando con los dueños de las concesiones y permisos para que los apliquen con el objetivo de resolver el problema de abasto y distribución en forma definitiva a fin de que se garantice el suministro.

JFM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *